Marcos 2, 1-12:  1 Unos días después, Jesús volvió a Cafarnaúm y se difundió la noticia de que estaba en la casa. 2 Se reunió tanta gente, que no había más lugar ni siguiera delante de la puerta, y él les anunciaba la Palabra. 3 Le trajeron entonces a un paralítico, llevándolo entre cuatro hombres. 4 Y como no podían acercarlo a él, a causa de la multitud, levantaron el techo sobre el lugar donde Jesús estaba, y haciendo un agujero descolgaron la camilla con el paralítico. 5 Al ver la fe de esos hombres, Jesús dijo al paralítico: «Hijo, tus pecados te son perdonados». 6 Unos escribas que estaban sentados allí pensaban en su interior: 7 «¿Qué está diciendo este hombre? ¡Está blasfemando! ¿Quién puede perdonar los pecados, sino sólo Dios? 8 Jesús, advirtiendo en seguida que pensaban así, les dijo: «¿Qué están pensando? 9 ¿Qué es más fácil, decir al paralítico: “Tus pecados te son perdonados”, o “Levántate, toma tu camilla y camina”? 10 Para que ustedes sepan que el Hijo de hombre tiene sobre la tierra el poder de perdonar los pecados 11 –dijo al paralítico– yo te lo mando, levántate, toma tu camilla y vete a tu casa». 12 El se levantó en seguida, tomó su camilla y salió a la vista de todos. La gente quedó asombrada y glorificaba a Dios, diciendo: «Nunca hemos visto nada igual».

Comentario de Antonio Sanjuán CMF – Bética

En el Evangelio de hoy aparecen varios personajes:

* En primer lugar, Jesús: Como siempre perdonando, curando, devolviendo la dignidad rota del hombre. En este caso, de un paralítico.

* En segundo lugar, unos amigos que prestan al enfermo un gran servicio superando toda clase de obstáculos para que el amigo enfermo se encuentre con Jesús.

* El paralítico: que cumple a rajatabla el mandato de Jesús: “levántate, coge tu camilla y vete a tu casa”.

* Y, finalmente, los letrados: se fijan en las normas antes que alegrarse de la curación de un hombre enfermo. Censuran a Jesús por la curación realizada.

+ ¿Con cuál de las cuatro actitudes identificas tú más?.

+ ¿Cómo vas a trabajar hoy para identificarte mejor con las actitudes de Jesús, de los amigos y del paralítico?.

Buenos días.

Antonio Sanjuán, cmf

Comentario e imagen tomados de: http://claretianosbetica.org/2018/01/sirviendo-la-palabra-segun-sanjuan-mc-2-1-12/