Ciudad del Vaticano. “Despierten al mundo. Evangelio, Profecía, Esperanza”, con este tema se está celebrando en Roma el Congreso Internacional de los jóvenes Consagrados que inició el martes 15 y terminará el sábado 19 de septiembre. El encuentro ha sido organizado por la Congregación para los Institutos de Vida Consagrada y las Sociedades de Vida Apostólica (CIVCSVA) y forma parte de las celebraciones con motivo del Año de la Vida Consagrada. Se ha calculado la participación de unos cinco mil jóvenes consagrados y consagradas de los cinco continentes. Representando a nuestra Congregación participan unos veinte misioneros jóvenes de diversas nacionalidades, provenientes de nuestros centros formativos de Colmenar Viejo y Granada (en España) y Wroclaw (Polonia). También participan jóvenes consagradas de los otros Institutos de la Familia Claretiana.

Entre sus objetivos, el Congreso ha propuesto vivir una experiencia de formación con contenidos bíblicos, teológicos, carismáticos y eclesiológicos sobre los fundamentos de la vida consagrada. Asimismo pretende ser un espacio para el intercambio de las diferentes realidades, deseos y experiencias formativas; y para testimoniar y celebrar la belleza de la vocación.

El encuentro empezó el martes 15 en la noche con una vigilia de oración en la Plaza de San Pedro, donde el Cardenal João Braz de Aviz, Prefecto de la CIVCSVA, dirigió su saludo y una motivación a la multitud de jóvenes participantes. El resto de la semana se han tenido diversas charlas formativas en el Aula Pablo VI.

El jueves 17, los jóvenes han vivido un gozoso encuentro con el Papa Francisco. Respondiendo a diversas preguntas, el Papa les ha pedido una actitud de “cercanía” entre los hermanos y con la gente, la profecía avalada por el testimonio, el celo apostólico y despojarse del narcicismo privilegiando la adoración silenciosa del Señor.

El mismo jueves por la noche, los jóvenes consagrados vivieron una noche misionera con itinerarios por las calles de Roma, guíados por algunas organizaciones socio-eclesiales.

El Congreso será clausurado al mediodía del sábado 19 de septiembre con una solemne celebración Eucarística en la Basílica de San Pedro, presidida por el Cardenal Joao Braz de Aviz.