Lodz, Polonia. Más de 300 jóvenes de diversos países y miembros de la Familia Claretiana se reunieron desde el 21 hasta el 24 de julio en Lodz, Polonia con la ocasión de la Jornada Mundial de Juventud 2016 en Familia Claretiana (JMJ 2016 + FC), etapa previa del encuentro oficial de la XXXI JMJ 2016 Cracovia con el papa Francisco.

El punto más apreciado por los peregrinos en esta primera etapa ha sido la acogida en las familias. En grupos de 2 o 3 peregrinos, o en algunos casos más, fueron recibidos por las familias de las parroquias de la zona. Con ellos desayunaban, y después de la jornada eran recibidos por la noche donde solía haber algún alimento para compartir, con un tiempo de conversación en inglés. Con las familias de acogida también compartieron la mañana del último día en la ciudad.

El día 21 lo pasaron en la parroquia, presentándose y compartiendo momentos de formación, eucaristía y en pequeños grupos. El día 22 lo vivieron con otros grupos del arciprestazgo, compartiendo una procesión hasta el Santuario de la Misericordia en la mañana, y una celebración en la Catedral, por la tarde. El día 23 se juntaron con otros grupos de la ciudad para tener un encuentro formativo y celebrativo, en cuya tarde se desarrolló un campeonato deportivo de fútbol y vóleibol, terminando la jornada con un concierto desarrollado por un grupo de franciscanos. Y el día 24, tras la mañana con las familias, tuvieron en el Atlas Arena de Lodz un encuentro con unos 15.000 peregrinos acogidos en la ciudad, celebrando juntos la Eucaristía del domingo a la que siguió un concierto con momentos de baile, música y oración.

Después de los días previas en Familia Claretiana los participantes marcharon a los sitios destinados para los peregrinos según su idioma para participar en la segunda etapa de la JMJ 2016. La misa de apertura de la XXXI JMJ fue celebrada por la tarde del 26 de julio en Blonia. Del 27 al 29 participarán en las catequesis impartidas por los obispos en diferentes sitios, en el sacramento de la reconciliación, en el vía crucis y la vigilia con el papa. Así mismo, está previsto que, por la mañana del domingo 31 de julio, se cierre la XXXI Jornada Mundial de Juventud con la misa de clausura en el Campus de la Misericordia presidida por el papa Francisco.